Calderas de Pellets

Rendimiento de hasta el 96,3 %

Una turbina de aspiración integrada aspira los pellets hasta el depósito de almacenamiento. Desde allí son transportados los pellets por un tornillo de dosificación hasta el carril de descarga y caen a través de éste a la parrilla del quemador. Un encendido automático por aire caliente inflama los pellets. La regulación de combustión DCC con sonda lambda y sensores de masa de aire controla el proceso de combustión: la sonda lambda controla la sincronización del tornillo sin fin de dosificación y la alimentación de oxígeno.

Con ello se garantiza una combustión limpia en todos los rangos de potencia. El intercambiador de calor transfiere la energía de los gases de combustión calientes al agua. La limpieza del sistema de caldera y del intercambiador de calor se realiza automáticamente.

-DCC® es una marca registrada de la empresa Biotech y significa “DUAL COMBUSTION CONTROL®“. Esta técnica de combustión única en su género se emplea, en combinación con sensores de masa de aire y una sonda lambda, en las modernas calderas de calefacción por pellets de la marca Biotech y de otros renombrados fabricantes de calderas. La sonda lambda va dispuesta directamente en la salida de humos de la caldera y suministra continuamente datos sobre el contenido residual de oxígeno en los gases de escape. En combinación con los sensores de masa de aire se detecta y regula automáticamente la calidad del combustible de pellets de madera. Con ello, el sistema DCC® permite en la práctica un gran rendimiento y una gran seguridad de funcionamiento, junto con unos reducidos valores de emisión de gases en todos los rangos de potencia.